¿Te has preguntado por qué se hace una reducción de capital social?

Puede ocurrir que, para poder lograr un balance entre el patrimonio neto y el capital en una sociedad mercantil, sea necesario ajustar los recursos propios de una empresa. Generalmente, esto ocurre porque el negocio atraviesa por una crisis financiera, sin embargo, implementar este plan, debe hacerse pensando en no perjudicar a los accionistas ni a los acreedores.

Por ello, en las siguientes líneas, se explican detalladamente los puntos más relevantes que se deben tomar en cuenta, acerca de este importante tema.

reducción de capital

Qué forma de reducción de capital implementar

Existen diferentes maneras de llevar a cabo un procedimiento como este, y para saber cuál es la forma más conveniente, debe hacerse un estudio de los requerimientos específicos de la empresa en particular. En este sentido se tomará en cuenta que existen tres maneras de reducirlo a saber:

La primera de ellas, es reducir el valor de los títulos, se aplica cuando el valor de todas las acciones corresponde a la suma del capital que se ha buscado disminuir.

La segunda manera, se refiere a amortizar los títulos. Se basa en eliminar el número de acciones hasta que se llegue a la cifra del capital que se desea reducir. Hay que tomar en cuenta que esta forma implica devolver el valor total de las acciones que se eliminen, a quienes les corresponden.

La tercera manera de ejecutar esta acción, es cuando se agrupan los títulos y se procede a formar paquetes de acciones, para después cambiarlos por otros packs que ofrezcan un nuevo valor nominal, el cual siempre debe responder a las particularidades de la situación que atraviesa la empresa.

¿Cuándo es necesario hacer una reducción del capital?

Muchas son los motivos que pueden llevar a una empresa a realizar este tipo de procedimiento. Sin embargo, existen algunas que suelen ser las más relevantes. Entre ella se encuentran:

La necesidad de compensar pérdidas

En este caso es importante aclarar que sí la empresa tiene reservas disponibles que pudieran subsanar la situación, entonces no se puede recurrir a esta estrategia. Ello, motivado a que para aplicarla es necesario seguir el acuerdo de paridad de trato.

Además, está establecido legalmente, que esta reducción debe afectar a todos los accionistas de manera igualitaria, lo cual se encuentra detallado en el artículo 320 de la Ley de Sociedades de Capital.

Dotar la reserva legal

Para salvaguardar su patrimonio y respaldar el bienestar de quienes la conforman, toda empresa está obligada por la ley a tener una reserva económica, la misma corresponderá al 20% del valor total calculado por el capital de la empresa. Es por ello que, en caso de no tener otra alternativa, se puede usar esta reserva para subsanar la situación.

Incrementar o crear reservas voluntariamente

Puede darse el caso, de que la empresa vaya a realizar un tipo de transacción u operación, que exige usar un nivel específico de las reservas. Esto podría ocurrir tanto por exigencias legales, como por una cuestión de estatutos internos de la sociedad.

En la circunstancia antes descrita se procedería a realizar la reducción de esta manera, pero hay que otorgarle el derecho de oponerse a todos los acreedores, ya que pueden resultar afectados, porque los importes que estaban destinados a ellos, posiblemente se verán reducidos.

Reembolsar el valor de las aportaciones

Esta es una reducción verdadera, porque así, se restituye a los socios las aportaciones que realizaron. Cuando esto se aplica, no es necesario cumplir con la paridad de trato, sino que se procura llegar a ciertos acuerdos, respecto a cuál sería la mejor manera de proceder.

En este punto, una Sociedad Limitada (SL) va a requerir que cada uno de sus miembros apoye la decisión y dará a los acreedores la oportunidad de oponerse. En cambio, la Sociedad Anónima (SA), solamente precisa la aprobación de la mayoría de los accionistas, y reparte las aportaciones entre sí de manera igualitaria.

Condonar la obligatoriedad de hacer las aportaciones o desembolsos pendientes

En esta modalidad, se libera a los accionistas de hacer aportes o hacer desembolsos para pagar sus acciones. Es una ventaja que tienen los socios de una SA, los cuales pueden reducir su patrimonio a través de este método, liquidando el crédito que se tenía con este socio.

¡Recuerda que toda reducción debe quedar registrada!

Es importante recordar que cuando se implementa cualquiera de estos tipos de reducciones, se están modificando los estatutos de la empresa, por lo tanto es necesario hacer el debido registro de estos datos.

Para ello, se llevan ante un notario y es un documento que cuenta como escritura pública, para después ser inscritos en el registro Mercantil que corresponda.

¿Cuál es la ley que regula la reducción de capital?

Es importante considerar que existen leyes para el control y correcto funcionamiento de las sociedades mercantiles. Entre ellas se encuentra la Ley de Sociedades de Capital, la cual es la normativa que dictamina el funcionamiento de este tipo de empresas, en la misma se unieron todas las normas ya existentes para las Sociedades Anónimas, de Responsabilidad Limitada, ya sean cotizadas o por acciones, en un solo texto jurídico.

Es así que, en el artículo 317 de la mencionada ley, se especifica el objetivo que tiene realizar este tipo de acciones y las maneras en las cuales esto puede llevarse a cabo. De esta misma forma, en el artículo 319, se establece que los acuerdos alcanzados para hacer una reducción de capital, deben ser publicados en un periódico de alta circulación, de la provincia donde la sociedad tenga su domicilio, en la página web de la empresa y en el Boletín Oficial del Registro Mercantil.

Estas leyes existen con la intensión de garantizar, que sean respetados los derechos de los involucrados, por lo cual es necesario que se sigan todas las regulaciones establecidas. Para lograrlo, es importante que los acuerdos alcanzados beneficien a todos, incluyendo a terceros y que el proceso quede debidamente plasmado, en el libro que corresponda, siendo este registrado para que obtenga respaldo legal a través del tiempo.

Contáctanos

Venta de Sociedades Limitadas ya Constituidas

¡Llámanos Gratis!